Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Nicolás

Aún recuerdo con ilusión el día que nació Nicolás. Una sensación extraña de un día que cambió mi vida para siempre. Recuerdo los nervios, recuerdo la espera en la sala de dilatación, recuerdo a mis hermanos y a mis padres esperando noticias… Pero a pesar de todo eso, recuerdo la enorme serenidad con la que afronté todo eso. Supongo que intuía todo el trajín que se avecinaba… 🙂

Y sí nació, el pequeño Nicolás, en los últimos 10 minutos del 28 de marzo… Hoy en día, con más de cuatro años, Nicolás está hecho todo un hombrecito. Y a pesar de la dura etapa de príncipe destronado (y por partida doble) que está viviendo, podemos decir que Nicolás es un buen niño. A pesar de su genio, es bueno, simpático, cariñoso y yo diría que inteligente… Y guapo, porque menos mal que el chaval ha salido a su padre, guapo, guapo, juas, juas, juas 🙂

Hoy le he podido pillar en el parque, y me gusta la foto con el fondo tan colorido… Aunque también había más gente, si entráis en el blog, se pueden ver más fotos… 🙂