Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

El final del túnel

Muchas veces pasamos por un túnel y no vemos el final… A veces está oscuro, a veces es largo, a veces es duro… Pero siempre, al final del túnel, está la salida. Solo hay que tener paciencia y constancia.

En este caso, el túnel está iluminado, no es tan lúgubre como podíamos imaginar… Lo importante es ver la salida, poder visualizar la meta como alcanzable… Sin dejar de luchar…